fbpx

Planificación estratégica de TI post-pandemia

Si es gerente de TI , es muy probable que participe en la planificación estratégica de TI durante su carrera. A veces la planificación estratégica sale bien. A veces no. Y los planes estratégicos a menudo se archivan en el almacenamiento en la nube, rara vez se hace referencia a ellos y casi nunca se usan.

Lo que plantea la pregunta: si nadie usa su plan estratégico de TI, ¿por qué molestarse en crear uno?

La planificación estratégica de TI tiene varios beneficios significativos, incluso cuando el plan rara vez se analiza. Hoy, discutiremos por qué es importante tener una estrategia de TI y qué hace la planificación estratégica de TI para una organización. Específicamente, veremos:

  • ¿Qué es una estrategia de TI?
  • ¿Qué no es una estrategia de TI?
  • ¿Beneficios críticos de una estrategia de TI?

Stephen Covey popularizó la frase “comenzar con el final en mente”. Esta frase captura el espíritu de un proceso de planificación estratégica. Si no sabemos dónde queremos estar en 3-5 años, ¿cómo tendremos alguna posibilidad de llegar allí?

Una estrategia de TI define su visión de TI y crea una hoja de ruta estratégica para usar la tecnología de la información, los activos digitales y el conocimiento técnico para crear valor organizacional (es decir, su estrategia). Como hemos escrito antes, su estrategia de TI responde a una pregunta particularmente importante para su organización:

¿Qué cambios de TI se exigen para alinear la TI con nuestros objetivos organizacionales, respaldar nuestra estrategia comercial y crear valor para la organización?

Visto de esta manera, la planificación estratégica de TI es el proceso que nos saca de nuestro pensamiento cotidiano. Se enfoca en lo importante, no en lo urgente. Una estrategia de TI crea un mecanismo para lograr nuestros objetivos más importantes.

Estrategias de TI exitosas
Es tan importante comprender qué no es una estrategia de TI como qué es. Las estrategias de TI exitosas son:

Estratégico, no táctico
Un plan estratégico es un marco que guía a una organización en la toma de decisiones y la implementación de soluciones que crean un valor significativo, respaldan la estrategia comercial y cumplen los objetivos de la organización. Se centra en la visión, los procesos, la organización y la infraestructura de TI, los qué y cuándo de alinear TI con sus objetivos comerciales y aumentar la capacidad de TI.

Los planes tácticos se enfocan en información específica de lo que se debe hacer (cómo ejecutar la estrategia). Las tácticas respaldan su estrategia y pueden cambiar rápidamente con el tiempo. Los planes estratégicos suelen fallar porque se centran en las tácticas, no en la estrategia en sí.

Dinámico, no estático
Una estrategia de TI es un proceso, no un evento de una sola vez. Su estrategia no debe guardarse en almacenamiento de escritura única; Debe ser revisado periódicamente.

Nuestra preferencia personal es escribir un plan estratégico de 5 años cada año.

Un plan estratégico debe permitir actualizaciones y debe adaptarse a los cambios del mercado. Un plan estratégico considera lo que puede deparar el futuro y alinea los recursos empresariales y de TI hoy para respaldar esa visión. Al reconsiderar regularmente cómo debería ser el futuro, puede hacer pequeñas correcciones de rumbo manejables en lugar de tener que “enderezar el barco” cuando ocurre un cambio inesperado.

Publicado con límites, no restrictivo
En nuestra próxima sección, repasaremos varios beneficios que proporciona una estrategia de TI. Implícito en estos beneficios está el supuesto de que la estrategia de TI publicada está disponible para todo el personal afectado. La gerencia de nivel superior no debería ser la única que entienda la estrategia de TI.

A excepción de la información confidencial, cualquier persona que se espera que implemente la estrategia debe entender la estrategia. Su estrategia de TI debe ser compartida, no restringida.

Beneficios de una estrategia de TI
Una estrategia de TI bien concebida proporciona los siguientes beneficios:

  • Permite la delegación de la toma de decisiones.
  • Proporciona una respuesta proactiva y de emergencia al cambio.
  • Proporciona parámetros para el pensamiento creativo.
  • Una forma de abordar la TI en la sombra.
  • Comunicar intenciones al liderazgo.

También puede interesarte